PREGUNTAS FRECUENTES: ¿Es mejor el libro o la película?

Después de tres meses y medio de sequía bloguera, inicio hoy una serie que espero poder mantener durante el mayor tiempo posible. En esta serie intentaré ofrecer mi respuesta a preguntas de diferente corte, ya sean sobre cine, gastronomía, perspectivas de futuro, o sobre las cucarachas, esas grandes supervivientes.

Comenzamos con una cuestión muy recurrente en conversaciones pseudointelectuales. Siempre que se estrena una película basada en un best seller, esta pregunta casi retórica asalta las tertulias de café, vino o cerveza. Y es que si ya existe el formato disco-libro, no entiendo por qué no se prodiga más lo del libro-película. Igual soy yo el bicho raro, pero a mí me encanta comprarme un libro, y ver después la película que se ha hecho basándose en él.

Así que mi respuesta a si es mejor la película o el libro, siempre será: primero el libro, y luego la película.

Aquí os dejo mi particular lista de libros y películas que he leído y visto en los últimos meses:

1- El perfume, de Patrick Süskind, adaptada al cine por Tom Tykwer, Bernd Eichinger y Andrew Birkin.

La adaptación de esta novela traducida a más de 40 idiomas suscitó mucho interés, sobre todo porque Tom Tykwer, su director, es también el responsable de películas como Corre, Lola, corre.

La novela, como era de esperar, me encantó. Es un auténtico deleite para el olfato (sí, habéis leido bien), y tiene capítulos realmente bien escritos y descriptivos. Nunca olvidaré la mejor orgía que he podido imaginar en mi cabeza gracias a la lectura de esta novela.

¿Y qué pasa al ver la película? Pues que está muy bien realizada y consigue trasladar bien la novela a imágenes, pero evidentemente no llega a despertar en el espectador las mismas sensaciones que en el lector. Y la orgía decepciona, claro. Pero es que si lees la parte de la orgía sabes perfectamente que eso no se va a mostrar jamás en una película de corte comercial.

2 – The road, de Cormac McCarthy, adaptada por el guionista Joe Penhall, dirigida por John Hillcoat, y fotografiada por el español Javier Aguirresarobe.

La novela de McCarthy, premiada con el premio Pullitzer, es una crónica áspera y apocalíptica que se lee rápido, a pesar de que a veces no se hace nada fácil avanzar por el estado en el que te sumerge su lectura.

La película es bastante fiel al libro. Sin embargo, un pequeño detalle al final de la historia me hizo revisar el final de la novela, para darme cuenta de que le habían dado otro cierre ligeramente diferente pero igualmente válido.

3 – Tales from the Script, de Peter Hanson y Paul Robert Herman.

No todo iba a ser ficción. Hay libros con forma de ensayo que también pueden dar el salto a la pantalla.  Por desgracia ni el libro ni el documental están en castellano, así que tendréis que hacer un esfuerzo por intentar comprender la lengua de Shakespeare.

Obviamente está dirigido a guionistas o aspirantes a guionistas, y es bastante inspirador, ofreciéndote una perspectiva muy amplia de los diferentes caminos que han llevado a estos 50 guionistas a ganarse la vida escribiendo.

Entre ellos figuran nombres de la talla de William Goldman (La princesa prometida, Dos hombres y un destino, Todos los hombres del presidente), John August (Big Fish, La novia cadáver) y Frank Darabont (La milla verde, Cadena Perpetua).

Es un libro con multitud de relatos de experiencias, pero también lleno de consejos. De entre todos ellos, me quedo especialmente con uno de Billy Ray: “Just find your own voice. Don’t try to duplicate styles of other writers”.

Y esto es todo por hoy.

En la próxima entrega de Preguntas Frecuentes: ¿Dónde está Wall-e?